lunes, 7 de noviembre de 2016

¿Los exámenes, una primitiva?

¡Buenas tardes!
Cómo podéis comprobar este Lunes si he cumplido lo que os dije en la primera entrada...
Cómo sabéis y creo que habéis podido comprobar a lo largo de vuestras vidas, los Lunes es el día de la semana el cual se caracteriza o por ser muy pesado y aburrido o por ser una auténtica montaña rusa, ya sabéis.. Deberes, trabajos, exposiciones, exámenes sorpresa y un largo etcétera de cosas..

Pero hoy Lunes 7 de noviembre estoy aquí para opinar sobre una cosa muy peculiar y sorprendente que nos ha dicho una profesora hoy a cuarta hora.

A mí nunca me han parecido bien los exámenes sorpresa porque se supone que si te ponen cualquier tipo de prueba esta en todo tu derecho de saberlo para así poder preparártela y más en bachiller que es la etapa dónde te juegas toda o la mayor parte de tu futuro.

Pues bien, este curso a mi parecer y al parecer de algunos compañeros de mi clase algunos profesores se han propuesto hacernos el día a día y el curso en sí un poco más difícil si cabe.

La historia es que a cuarta hora ha llegado una profesora y nos ha puesto un examen sorpresa, cosa que como es lógico a nadie le ha hecho mucha ilusión..
Mientras hacíamos el examen una compañera le ha preguntado una duda sobre vocabulario ya que el texto a comprender tenía un elevado grado de dificultad en su vocabulario..
Así mismo, la profesora le ha respondido con un "Tenéis que deducir las palabras" "esto es como una primitiva"
A esta última frase es a la que yo me quiero hacer referencia, ¿son los exámenes una primitiva? Si estoy en lo cierto cuando jugamos a la primitiva y digo jugamos porque es un juego, estamos probando suerte para ganar algo casi imposible y sinceramente no creo que ni los exámenes sean un juego ni que estemos echando a suertes nuestro futuro.

Un gran sector de la clase nos hemos indignado mucho al escuchar estas palabras ya que si estamos estudiando Bachiller quiere decir que no lo vemos como ningún juego y que claro que los profesores están en su derecho de ponernos exámenes sorpresa o algo derivado, como dice el dicho "Cada maestrillo tiene su librillo" pero una cosa es lo que proponga hacer el profesor y otra muy diferente es darnos a entender que dicha asignatura la va a aprobar el que más suerte tenga y el que mejor juegue, sumándole también que estamos estudiando un nivel que para nada es el nivel de el que hemos salido preparados de la E.S.O.

Bueno, esta es la entrada de esta semana, ha tratado sobre esto porque personalmente necesitaba expresar mi opinión y creo que si lo hago en voz alta podría tener consecuencias..
¡Qué tengáis una buena semana!
Pd: Os dejo una pequeña frase..
"Superado el Lunes, superada la semana"

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada